200 cines de Estados Unidos contarán con el despliegue de una red de digital signage en la que se anunciará su cartelera, contenidos relacionados y publicidad. Además, se podrán comprar las entradas directamente sin necesidad de hacer cola en taquilla.

Los cines tendrán dos tipos de pantallas:
Digital One-Sheets: tótems de 65 pulgadas en formato vertical.
Mobiliario interactivo formado por pantallas horizontales de 84 pulgadas en la parte delantera y trasera y dos verticales de 65 pulgadas en los laterales.

Además de estos dos formatos, también han implementado otros dispositivos digitales a la carta que se adaptan a diferentes lugares.

Todas las pantallas son interactivas a través del gesto (sin contacto) y ofrecen contenido diverso y actualizado. Con estas incorporaciones consiguen crear espacios modernos e innovadores como también vemos en los cines Cinemaxium.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.