El nuevo Monopoly ha llegado y Hasbro ha decidido realizar diferentes acontecimientos para que la gente se sumerja en el tradicional juego que ahora se puede customizar al completo.

En un centro comercial de Stratford en Londres se instaló una enorme pantalla de digital signage con el último juego y todos los transeúntes que pasaban por delante de ella podían participar en la partida, enviar una foto de su peón personalizado, cambiar el mapa, tirar los dados… Pero no solo eso, los participantes también vivían en sus propias carnes las consecuencias de sus tiradas, por ejemplo, unos policías te detenían si te tocaba la cárcel o te traían un regalo si caías en «suerte».

La campaña fue transmitida en tiempo real a través del hashtag en Instagram #MyMonopoly y las mejores imágenes también se difundieron en las pantallas gigantes instaladas de dicho evento.

No os perdáis el vídeo:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.