Un comentario un tanto desafortunado a un post en ingles dentro del blog me ha llevado a esta reflexión.

Nos encontramos en un sector que una de las grandes bazas que tiene contra la comunicación «tradicional» es la segmentación y ajustar el mensaje a los gustos del oyente.

Y esa baza pasa por adaptarse en tiempo real al idioma que prefiera el destinatario del mensaje, sin entender de cuestiones políticas, territoriales, etc…como se nos puede ocurrir censurar algo porque no esté en tal o cual idioma..creo que eso no es siglo XXI, ni digital signage.

Por último si este blog es «únicamente» en castellano, es básicamente por falta de tiempo (me encantaría una versión en inglés) pero por desgracia los quehaceres diarios de Admira no me lo permiten.

Gracias & Thanks :·)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.