El mundo publicitario ama la creatividad. Por ello busca constantemente crear nuevas maneras de comunicar  e interaccionar con el público. Algo no visto hasta ahora es la HypoSurface, un sistema de cartelería tridimensional totalmente dinámico en el que toda la superfície de la pantalla se mueve.

HypoSurface

Al tratarse de un medio digital la HypoSurface vincula cualquier entrada (sonido, movimiento, iPhone, Kinect…) a cualquier salida (patrones, texto, logotipos, sonidos, luz, vídeo,…). Puede lanzar mensajes preestablecidos, pero lo que la hace todavía más interesante es que permite generar contenido en tiempo real a través de la participación de la audiencia.

La proyección de vídeo está coordinada con el movimiento físico de la pantalla, y gracias a sus sensores de movimiento y audio, y de control de voz, el contenido puede ser creado de manera interactiva por la audiencia: un silbido puede lanzar un logo, un ruido puede generar una ola, o un gesto a través de un iPhone puede lanzar un texto en movimiento.

Su versatilidad la convierte en ideal para grandes espacios, como edificios singulares, museos, parques temáticos, festivales, aeropuertos, centros comerciales,… ¡Una forma muy completa de entender la interactividad público-marca!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.