La esperada Keynote de Apple no dejó indiferente a nadie. Los amantes (¿adictos?) de la marca de la manzana mordida tuvieron lo que esperaban: el nuevo iPhone 6, en sus versiones de 4,7 y 5,5 pulgadas (¿dónde dije digo Apple, Sr. Cook?) y el iWatch, el reloj «smart» de los de Cupertino para competir con Samsung. ¿Quién será el primer hipster que irá al gimnasio con un iWatch de oro? Ahí lo dejo. Y como guinda del pastel, el nuevo álbum de U2 gratuito para todos los usuarios de iTunes, con actuación en directo de la banda incluida y una pequeña e «improvisada» conversación entre Tim Cook y Bono. «¿Puedes hacer que nuestro álbum esté disponible en iTunes de forma gratuita en 5 segundos?», cuestionó el líder del grupo irlandés. «Por supuesto», respondió Cook. Y juntos iniciaron una cuenta atrás del 5 al 1 y acabar juntando sus dedos índices en el aire, en lo que pareció un homenaje a cualquiera de las películas del fallecido Robin Williams. Sólo faltaron el confeti y globos de colores saliendo detrás de ellos.


Captura de pantalla 2014-09-10 a la(s) 13.11.18

Para ese entonces Steve Jobs ya se había retorcido de dolor como unas 500 veces con lo que podríamos denominar «la peor keynote de la historia de Apple». Y es que los detractores de la marca también tuvieron su ración: el streamming fue penoso a más no poder, con interrupciones continuas, caídas de la web, Tim Cook repitiendo como un mantra «¡Incredible!» con cada descripción de producto, lo bien alimentados que aparecieron todos los directivos, eso sí, con camisa y tejanos, mostrando curva de la felicidad justo el día que Apple hace oficial su decidida apuesta por el «Healthy» (Supongo que seguirán la dieta de un amigo mío: «Yo estoy a dieta, sólo como bacon y panceta»). Y por supuesto, la traductora china que se coló en todos los hogares del mundo a través del streamming. Un desastre en mayúsculas.


Captura de pantalla 2014-09-10 a la(s) 12.23.51


Captura de pantalla 2014-09-10 a la(s) 12.24.06

El streamming coronó a Steve Ballmer, Apple Web Streamming Manager.  Como podemos leer hoy en Appleesfera,  no fue la demanda de tráfico a los servidores (que seguramente fue de proporciones bíblicas), sino un error en JavaScript. Apple lo utilizó para actualizar la información que iba colocando en su «liveblog» oficial, de modo que se iba comprobando cada milisegundo si había actualizaciones. Eso provocó que la web no se pudiera guardar en caché al recargarse en los servidores de Akamai, lo que desencadenó todos los fallos del streaming. Fue el precio de dar el paso y ser social, y me da que algún desarrollador de la web de Apple tiene que estar temblando en su lugar de trabajo. Quizás sea esta la gota que colme el vaso para que Apple use su propia red de distribución de contenido.


Captura de pantalla 2014-09-10 a la(s) 12.49.42

Capítulo aparte merece el muchacho que apareció con la bufanda para presentar un videojuego, y que no pasó inadvertido para los usuarios de Twitter, donde además ya cuenta con su propio perfil.


Captura de pantalla 2014-09-10 a la(s) 12.25.51


Captura de pantalla 2014-09-10 a la(s) 12.26.55

Captura de pantalla 2014-09-10 a la(s) 12.27.20


Captura de pantalla 2014-09-10 a la(s) 12.26.37

Captura de pantalla 2014-09-10 a la(s) 12.26.18


Captura de pantalla 2014-09-10 a la(s) 12.27.34

En definitiva, el iPhone 6 era el teléfono que los fans de Apple estaban pidiendo a gritos: nuevas formas, más estilizado, mayor tamaño de pantalla, pero manteniendo los acabados en metal y una experiencia de uso que resulta familiar. También es más potente gracias al chip A8 y ofrece un mayor rendimiento de batería. Precisamente éste último punto, la batería, es una de las ventajas del modelo Plus (el 5,5 pulgadas), que también ofrece mayor calidad de imagen.  En cuanto al Apple Watch no ha llegado la gran revolución de los relojes inteligentes, al menos en cuanto al concepto. El presentado por Apple no cambia lo que ya conocíamos de otras marcas. Su sistema operativo Watch OS y la corono digital se encargarán de que el control sea muy cómodo y el diseño es de lo mejor que se ha visto en este terreno, con múltiples opciones de personalización. Pero más allá de eso no existe ninguna aplicación o uso que vaya a marcar la diferencia con respecto a la competencia.  Eso sí, si te pones una bufanda a juego te va a quedar fenomenal.


Captura de pantalla 2014-09-10 a la(s) 13.02.21

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.