En Inglaterra la agencia WCR ha creado una campaña de concienciación contra la violencia doméstica para Women’s Aid. Es por eso que han decidido situar su mensaje en grandes pantallas digitales en diferentes lugares muy transitados de Londres.

Con el claim Look at me, se quiere hacer visible este problema enviando un mensaje cruel pero real en el que, a medida que la gente va mirando la pantalla las heridas se van borrando. La idea es que al dar visibilidad al problema van menguando el número de casos.

La tecnología en este soporte juega un papel importante ya que, como podréis ver en el vídeo, en la parte inferior de la campaña hay una cámara que va localizando y marcando a aquellos transeúntes que observan a la mujer. Si son muchos los que lo hacen las heridas van desapareciendo y aparece el mensaje: Juntos podemos acabar con esto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.