Una habitación de aislamiento que recrea una estación lunar y permite a los niños ingresados tener una experiencia interactiva y educativa ha sido inaugurada en la planta de ocnología pediátrica del Hospital Gregorio Marañon de Madrid.

Se trata de un proyecto de la Fundación Juegaterapia. Las habitaciones cuentan con una decoración futurista que simula una nave espacial y están dotadas con funciones domóticas y avances tecnológicos aplicados por primera vez en un hospital de España.

El «pequeño astronauta» controla la habitación desde una tableta. Puede elegir la intensidad, el color y la ubicación de las luces, la música, el sitio que desea jugar a la Play Station y refugiarse en una cápsula espacial que pende de la pared, en la que solo puede estar él.

Proyectos como este ayudan muchísimo a olvidar que estás en un hospital y hace que la estancia de los niños sea un poco más llevadera. La iniciativa ha sido muy bien acogida tanto por los padres de los niños ingresados como por el personal sanitario que los atiende.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.